El Bulevar de la Vida

La eterna tentación

«Su belleza es una tentación inapelable». J. Umbrales.

Danilo Leonel Neruda l d

La tentación de la repostulación. No existe en la historia política dominicana de los últimos 58 años, un sólo equipo de íntimos y leales de todos los presidentes que presidentes han sido, que no haya coqueteado con la repostulación de su líder. La tentación de la repostulación ha sido una constante en la política nacional. Algo que nuestra debilidad institucional y la crisis ética de TODA la sociedad propician. (Volvamos entonces a Voltaire para recordar que quien considera que el dinero hace todo, es lógico pensar que hará todo por dinero). Modificar una Carta Magna con el único y exclusivo fin de propiciar una repostulación presidencial es algo que no conviene absolutamente a nadie, incluido el propio presidente Danilo Medina. Los líderes se dejan querer. Los argumentos en contra de una reforma constitucional para la repostulación presidencial abundan en nuestras hemerotecas, bibliotecas y discos duros de cada quien. De eso hablamos largamente en 2003, cuando se intentó y se logró modificar la Constitución para repostular un fracaso. Y también durante todo el 2011, cuando los llamados “ingenieros constitucionalistas” intentaron convencer a Leonel Fernández de aceptar exactamente lo que algunos leales al presidente Medina pretenden hacerle aceptar hoy. Para entonces, hasta el último momento, justo y como hace ahora el presidente Medina, Fernández dejó de lado a su dilecta Nana Moskouri y se apoyó en Gilberto Santa Rosa… “Déjate querer, déjate querer, ay, ombe”… y hasta el último momento se dejó querer. En la política nacional de un país donde el jefe del Estado, más que un servidor público es un Dios Padre con el espíritu santo del Presupuesto Nacional a su lado, con las características éticas y clientelares de nuestro electorado, es mucho pedir a un líder (llámese Leonel o Danilo) que desautorice a sus seguidores, algunos de ellos compañeros de más de 25 años de lealtad y solidaridad demostrada y sin vacaciones. Un almuerzo en Palacio en 2011. Cuando en 2011 en el país se debatía justo y lo que se debate ahora, preocupado por la tentación reeleccionista a la que seguidores estaban sometiendo al presidente Fernández, aproveché un almuerzo en Palacio para expresarle mis temores y mi crítica respetuosa pero directa a esa posibilidad (mi hermano banilejo Luisín Mejía estuvo presente en esa conversación). Mirándome a los ojos y con una formalidad y seriedad más allá de la que ha sido habitual en nuestras conversaciones, el entonces Presidente me dijo: “Puede estar tranquilo, profesor, yo no voy a propiciar NI APOYAR ninguna modificación constitucional de la que yo pueda salir beneficiado. Se lo prometo”. Y así lo hizo. Precisamente, por no hacerlo, hoy es Leonel y no otro el peledeísta con mayores posibilidades de ser candidato presidencial de su partido. Hay decisiones que, como en al amor, ay, salvan o sepultan, perdón. Leonel 2011 y Danilo 2015. Aceptar y apoyar esta modificación para su repostulación, sería un error que podría sacar a Danilo Medina del escenario político donde hoy es el líder nacional con mayor aceptación, y de paso, echaría por la borda todo lo logrado hasta hoy que es mucho, al punto de que su estilo de dirigir el país lo he bautizado como «el secreto mejor guardado de la política dominicana de los últimos 40 años». Hablo de su demostrado talante democrático, de ese saber escuchar y rectificar si es necesario, de esa firme tozudez al momento de defender los intereses nacionales, y por supuesto que hablo del boschismo progresista y laico exhibido con coraje a la hora de, -por primera vez desde 1963- no ceder al chantaje del terrorismo religioso de sectores dentro de la Iglesia Católica, y salir en defensa de la dignidad y el derecho a la vida de la mujer dominicana. ¿Cuál puede será la repercusión de todo esto en el seno del PLD? Ese será uno de los temas del próximo bulevar. Con su permiso.

pablomckinney

Periodista y escritor. Columnista. Productor y conductor en radio y televisión. Desde 1997 preside una firma consultora en comunicación estratégica. Contacto: 809 683-2208 (oficina) 809 321 8146 (móvil).

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba
A %d blogueros les gusta esto: